Me apasionan muchos temas en mi vida, afortunadamente. Y el tema laboral va intrínsecamente ligado a mi  vida personal, la mayoría de las veces. Con lo cual la pasión quita cualquier atisbo de aburrimiento o cansancio en lo que hago. Hace unos días me recordaba mi buen amigo Pepe Mendoza que hace ya años yo defendía los vinos de uva Monastrell, cuando no era lo habitual. En concreto hablábamos del “Estrecho”, vino nunca entendido por la mayoría de opinadores de la tierra. Eso sí, cuando ha sido ensalzado por gente de fuera, muchos se han subido al carro de lo cómodo.
Por otra parte, el Fondillón ha estado presente en mi vida desde que tengo recuerdos. En todas las casas había una botella. Fue el director de La Escuela de Catas, Javier Carmona, quien me enseñó a amarlo, a entenderlo. Pues bien, después de estos antecedentes es lógico que la visita de hoy al MARQ(@marqalicante) me produzca un placer doble: el mero hecho de ir y la compañía con la que voy.
Pongo algunos enlaces que son muy interesantes. Aparte de los propios de la Exposición, el Fondillón y los vinos alicantinos, hay dos reseñas de un bodeguero alicantino que domina a la perfección el mundo de los vinos dulces teniendo también  un Fondillón  exquisito: Felipe Gutiérrez de la Vega. Hace poco estuve en el bello paraje de Parcent donde se ubica su coqueta bodega.  Probar sus vinos y tener como cicerone  a su  hija Violeta es un auténtico lujo. Es una joven enóloga con una cultura amplísima.
También hay que hablar de Salva Poveda. Imposible pensar en los vinos de Alicante, sobre todo el Fondillón,  sin esta familia. Bajar a la Sacristía con Salva y probar sus históricos fondillones mientras él cuenta mil y una anécdotas es cuasi una experiencia mística, que por cierto, en breve tendremos ocasión de hacer con el grupo.
Y este año tuve la ocasión de haber estado varias veces con Roberto Brotons, en El Culebrón, cerca de Pinoso, en otro sitio mágico. Un bodeguero entrañable con unos fondillones inenarrables. Y con una charla que da para escribir un libro y otras cosas que haremos en breve. Por cierto,  en una de las visitas me llevé a alguien que conocéis: un  tal Toño Palacio. Tiene foto que lo testifica. La amistad iba creciendo rápidamente entre nosotros.🙂. Con motivo de la asistencia como docente del insigne Custodio López Zamarra al VII Curso de Sumiller, compartimos almuerzo en ese templo del vino que es El Portal (@elportaltaberna). Allí Carlos Bosch le dio a probar los fondillones de  Brotons y Custodio no entendía cómo era posible que tuviéramos totalmente en el trastero a un vino otrora considerado el mejor del mundo. Esa dejadez es  parte de nuestro carácter? No lo sé,  pero es un virus que está ahí.
Y Pepe Mendoza también tiene algo que decir en este tema apasionante del Fondillón. Como a él le gusta decir, elabora uno que está a medio camino de ambos tipos.

Como final sólo unas palabras. Que tenemos una historia dentro del mundo del vino, envidiable. Pero nos queda mucho por hacer por parte de todos los actores. Bodegueros, sumilleres, redes sociales,  organismos … El tiempo pasa rápido y no basta con decir qué endiabladamente buenos somos. Hay que atraer a la gente joven, hay que salir al extranjero,  hay que elaborar mejor cada día.. . Hay que vender, en definitiva.

Esta tarde nos vemos!
Texto by Agustin C Piqueres

http://www.sevi.net/es/3422/71/5796/El-fondill%C3%B3n-en-la-actualidad-joya-enol%C3%B3gica-de-la-DOP-Alicante-vino-alicantino-enolog%C3%ADa-bodegas.htm

http://bodegasgutierrezdelavega.wordpress.com/el-fondillon/

http://www.marqalicante.com/Exposiciones/es/Deltebre-I-E42.html

http://www.marqalicante.com/Exposiciones/es/El-vino-en-Alicante-E41.html

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

image

Publicado desde WordPress para Android